El Fiat Multipla y sus variantes


El primer vehículo que se puede considerar como realmente derivado del 600 fue el Multipla y, probablemente, le causó más dolores de cabeza a Dante Giacosa que cualquier otro modelo. Por un lado, estando ya próximo el final del diseño del 600, Giacosa era consciente de que el éxito logrado en Italia por los Belvedere y Giardinera, versiones "furgoneta" derivadas del topolino, iba a ser difícil de mantener, ya que la producción del popular topolino tocaba a su fin. Por otro lado, le preocupaba la cuestión de como diseñar una versión "furgoneta" derivada del 600, con su motor trasero.

En su autobiografía, Giacosa admite que el reto de encontrar un sustituto para el Belvedere fue enorme y la causa de algunas noches en vela. Confiesa que esperaba encontrar una solución antes de que empezaran a preguntarle por sus ideas desde la dirección de Fiat.

El Fiat Multipla ha resultado ser con el paso de los años uno de los mejores y más ingeniosos diseños de la historia del automóvil. El motor trasero del 600 dificultaba el diseño de un coche de estas características, pues hacia imposible un suelo plano y una puerta trasera. Un espacio interior equivalente al del Belvedere solo podía obtenerse de la parte delantera del 600. La primera solución de Giacosa pensó fue en moverlo todo hacia adelante, incluyendo la posición del conductor, tal y como lo conocemos. Aun así, el Multipla carecía de puerta posterior, a pesar de lo cual no tuvo rival en su clase como vehículo de carga o transporte de personas hasta que se popularizó el concepto de monovolumen, allá por los años 70. Además de un diseño ingenioso, el Multipla fue uno de los coches con una mayor idiosincrasia de su tiempo. Al mover todo hacia adelante, fue posible convertir un coche de modestas dimensiones en un completo monovolumen para seis personas, con tres filas de asientos. Para ser exactos, el Multipla era tan solo 305 mm más largo y 25 mm más ancho que el Fiat Cinquecento de los 90.

Junto con las soluciones de ingeniería adoptadas para colocar las tres filas de asientos, el reto más importante fue el de no perder la identidad del 600 y, teniendo en cuenta que es tan solo 254 mm mas largo que éste, se puede decir que la tarea no fue nada fácil. El diseño frontal vino impuesto por la posición adelantada del volante. Así pues, Giacosa decidió que la parte trasera debía ser prácticamente idéntica que la del modelo berlina. El diseño final del Multipla, conocido durante el diseño con el código "100 - familiar", fue terminado a mediados de 1953, con la intención de comenzar su producción a comienzos de 1955.

El Multipla se presento en la feria de Bruselas en Enero de 1956, generando opiniones divididas. Los había ansiosos por contemplar su peculiar estilo y apreciar las soluciones aportadas por Giacosa. Los verdaderos atributos del Multipla fueron rápidamente entendidos y pronto se convirtió por meritos propios en vehículo "para todo" con más adeptos.

Las puertas "suicidas" situadas justo encima de las ruedas delanteras permitían la entrada a los asientos delanteros. Una vez dentro, daba la impresión de estar demasiado delante, siendo la posición del conductor parecida a la de una furgoneta o camioneta. La disposición de los mandos era también extraña, pasando a caña de dirección entre las piernas del conductor. Otro inconveniente lo representaba la posición de la rueda de recambio, situada a los pies del copiloto. Por otra parte las puertas traseras ofrecían un fácil acceso al interior.

Usada para acampada, es posible reclinar todos los asientos y alojar tranquilamente un colchón en su interior. Como furgoneta de carga, permitía plegar los asientos traseros, quedando un gran un espacio para la carga, que podía alcanzar los 356 Kg.

A lo largo de los 10 años de fabricación, durante los cuales se construyeron unas 150.000 unidades, sufrió algunas modificaciones. Aparentemente era un coche pesado, máxime teniendo en cuenta que montaba las mismas ruedas que el 600. Los prominentes faros estaban colocados a una altura inusual y, junto a las mascotas del paragolpes, era lo más destacable del frontal. Las ventanillas delanteras, a diferencia de los primeros Fiat 600, eran descendentes, mientras que las ventanillas de las puertas traseras eran corredizas. Aunque fue comercializado como un vehículo de 4/5 asientos, existieron variantes de 6 asientos y taxi.

Mecánicamente, el 600 y el multipla eran similares: el mismo motor de 4 cilindros y 633 cc, refrigerado por agua. Sin embargo existía una diferencia en el cambio de 4 velocidades, la pista fue aumentada en 81 mm por delante y, en lugar de utilizar la suspensión frontal del 600, se optó por la del Fiat 1100 para soportar el peso extra.

Con la introducción del 600D en 1960, el Multipla sufrió las mismas modificaciones que la berlina, que incluían un aumento en la potencia del motor. Cuando en Italia las normas de seguridad dictaron que todos los vehículos debían tener puertas en sentido "normal" de apertura, el diseño del Multipla se lo impidió y, como resultado, la producción tuvo que cesar en 1966.

El rendimiento del Multipla era, tal y como se esperaba, algo torpe, pero aun así alcanzó los 90 km/h con un moderado consumo de 6,7 l/100km. A partir de 1960 rindió hasta 104 km/h pero con una penalización en el consumo.

Aparecieron numerosas variantes modificadas por diferentes carroceros, pero todas bajo la marca Fiat. Como taxi, el Multipla fue especialmente popular, sobre todo en Italia. También tuvo éxito en Inglaterra, con flotas de estos vehículos en Central London y Watford.

En Italia obtuvo una gran reputación como "furgoneta para todo" y lo mismo se podía encontrar como ambulancia que como furgoneta de reparto. Diferentes carroceros pronto se dieron cuenta de su éxito y presentaron una amplia gama de atractivas modificaciones. Pininfarina presento una lujosa furgoneta de 6 asientos, con la rueda de recambio situada en el frontal del vehículo y un techo corredizo de lona, propio de climas calurosos. Vignale presentó una variación de línea futurista, más propia de una película de Hollywood que de las calles de Turín. Ghia, por su parte, produjo una furgoneta con paneles laterales deslizantes y un modelo descapotable, el Multipla Jolly. Coriasco creó el Furgoncini, un vehículo de reparto con una plataforma de carga de piso plano, ampliamente accesible por ambos lados. También ofreció el Pulmino, una transformación a minibús de 6 plazas. Moreti también produjo un minibús, pero fue O.M., una filial de Fiat, la que realizó la mayor parte de las variantes comerciales.

En la actualidad quedan muy pocos ejemplares, son realmente escasos en España, donde quedan aproximadamente 4 unidades, en Portugal y en Sudamerica. Más vehículos quedan en Italia y los países del este de Europa.

multipla
Fiat multipla
multipla
Fiat multipla carrozado por Coriasco
multipla
Version Jolly de Ghia


Fuentes:
Autopista 2114, 18-24 Enero 2001
Fiat & Abarth 500, 600
Clássicos rpm, fascículo de rpm magazine 1, Mayo 2000


Volver a la página anterior
Volver a la página principal